Estación: Otoño.
Meses: Septiembre, Octubre, Noviembre, Diciembre.

Temp. máx.: 15ºC.

Temp. min.: 6ºC.

Luna llena: 6 de Septiembre, 12 de Octubre, 15 de Noviembre, 10 de Diciembre.

Principio de Curso: 16 de Septiembre.
Ambientación
Nos encontramos en 1942, en Hogwarts, un colegio mágico donde los jóvenes magos y brujas de todo Reino Unido e incluso de fuera se preparan para convertirse en el futuro del mundo mágico tal como lo conocemos. Como siempre, Hogwarts está considerada como una de las más importantes academias mágicas en todo el mundo, por eso mismo se valoran mucho a los magos y brujas que salen del mismo colegio de magia y hechicería. Armando Dippet, el director, en un alarde de innovación y viendo cómo estaban las cosas en el mundo mágico, fuera de Gran Bretaña decidió añadir dos nuevas asignaturas a enseñar en Hogwarts, asignaturas impartidas en dos de los colegios de magia más importantes junto a Hogwarts como son Beauxbatons y Durmstrang, siendo las propias asignaturas, Magia defensiva y ofensiva y Artes oscuras. La mayoría de magos siempre que aprenden sobre las Artes Oscuras se dan cuenta de lo perjudiciales que pueden ser y la mayoría deja siempre de tener esa curiosidad por utilizarlas, claro está que hay excepciones, pero así se evitaría que mucha gente las intentase aprender por su cuenta sin saber ni conocer los riesgos y consecuencias de las mismas... Por otro lado, la magia defensiva y ofensiva era una salida para arreglárselas fuera del colegio con todos esos magos y brujas intentando hacer el mal, sobre todo a los nacidos de muggles, mestizos o incluso de sangre pura que tolerasen a los propios impuros de sangre.
Bienvenid@ al foro de rol basado en una de las academias mágicas creadas por la escritora de Harry Potter, J.K. Rowlling. Regístrate y forma parte de este foro. ¿Te ves capaz de continuar repudiando y eliminando a sangre sucias? ¿O eres un impuro de sangre que tiene ganas de combatir contra los puristas que os hacen la vida imposible? Pues aquí está tu foro. No dudes en entrar y averiguar lo que se siente viviendo el principio de una era de oscuridad en el mundo de Harry Potter.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Hermanos

Élite

I open at close
Últimos temas
» Adoptando las nuevas costumbres {Edith}
Sáb Nov 29, 2014 10:08 pm por Gwendoline Bouvier

» Registro de Empleo
Sáb Nov 29, 2014 7:15 pm por Gwendoline Bouvier

» Copas y una pizca de felicidad (Jimmy)
Vie Nov 28, 2014 10:11 pm por James M. Keegan

» Veo que has venido... {Patrick}
Lun Nov 24, 2014 3:11 pm por Edith Deville

» Diva's Rs Come and ask for your spaces ♥ {Edith}
Dom Nov 23, 2014 2:11 pm por Edith Deville

» The sexy teacher Leah`s world
Sáb Nov 22, 2014 7:38 pm por Emma J. Gryffindor

Tom Riddle
Admin & Fundador
Perfil # MP
Edith Deville
Admin & Fundadora
Perfil # MP
Edith Deville
Admin & Fundadora
Perfil # MP
Normales

28_194846_96xb13Image and video hosting by TinyPic Ever After Kingdom
Skin hecho por SYLVER de Oursourcecode. El resto de tablillas pertenece al foro. Please! Tengan personalidad e imaginación y no copien.

No podría ser de otra manera {L.N.}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

No podría ser de otra manera {L.N.}

Mensaje por Alice I. Slytherin el Vie Oct 03, 2014 6:20 pm

El amor es fuego, el más maldito y peligroso de los fuegos. Amor es la destrucción convertida en felicidad, esa que arrasa con todo sin obstáculo que la detenga. Amor es gritos de desgarrador dolor, es piel derritiéndose, es la maldita agonía del sufrimiento.

Sí, Amor es fuego, el más maravilloso y adictivo de los fuegos. Ese al que te acercas aun cuando sabes que no tienes que hacerlo, ese que te incita a tocar a pesar de que tienes claro de que dolerá y que si no alejas la mano, te consumirá.

Pero aun así lo buscan, lo siguen, lo acorralan... y se queman. Se queman porque son masoquistas y, joder, si hay algo que Alice aborrecía... ese era el dolor.
Muchos decían que para encontrar la felicidad primero había que encontrar la gratitud. Pero Alice no estaba agradecida por su vida: Alice era miedo y belleza, Alice era intocable, era destrucción, era fuego.
Hogsmeade se había convertido en el lugar preferido de diversión para los impuros. Había sido una mala idea elegir el sábado para dar un paseo a la luz de la luna. Las calles empedradas parecían retumbar ante las constantes pisadas de los niños que iban y venían, de los jóvenes estudiantes que observaban entusiasmados los alrededores como si nunca hubieran visto una belleza igual. La joven Slytherin estaba acostumbrada a aquella atención, como también lo estaba con la misma dirigida a su persona. Pero aquella noche no ansiaba ser reconocida como la heredera de uno de los fundadores, y para ella misma, el más importante de los cuatro. Una sonrisa se dibujó en sus labios mientras se ajustaba la caperuza para que cubriese su rostro. Alice admiraba a Salazar Slytherin. Su determinación y profundo odio a los nacidos de muggles eran aspectos que la pequeña discípula había heredado y que portaba a la perfección en sus genes.

La luz de una farola hacía relucir la capa negra bajo la espesa niebla que cubría las calles del pueblo. Y eso, a pesar de Alice no haberlo deseado, atraía la atención de los transeúntes por querer descubrir quien se hallaba bajo aquel manto oscuro como la misma noche que se desplegaba sobre ellos. - ¡Eh, tú! – un grito a lo lejos fue suficiente para que Alice supiera que alguien la estaba señalando.
Su rostro se tornó pálido y hecho a correr hacia el norte sin tener un rumbo específico pautado. La caperuza cayó sobre sus hombros, dejando que su larga cabellera castaña se mezclara con la suave brisa que chocaba contra sus mejillas. Alice desvió la mirada un segundo hacia atrás. Es increíble como en un segundo pueden cambiar tantas cosas.

Una piedra en su camino que la hizo tropezar y una delgada pero musculosa figura termino rescatandola, terminando ambos en el suelo, ella entre los brazos del apuesto joven. Rápidamente, y avergonzada, intentó colocarse de pie pero la capa se le había enredado en las piernas y la hizo caer nuevamente con una gracia indescriptible en una persona que debería considerarse humana. ¡Torpe! Sin siquiera emitir un sonido volvió a intentar levantarse, y esta vez lo logró. Sus ojos vagaron por su propia ropa, alisándola con las manos, antes de levantar la vista hacia los incrédulos ojos que le observaban divertidos. Aquella pupila perimetrada por una aureola azul le hipnotizo al mismo tiempo que una sonrisa de galán de películas en blanco y negro se dibujaba en el rostro ajeno. Alice frunció el ceño, pero bien sabía que sus piernas temblaban ante aquella firme mirada.- Lamento la caída pero... ¿Qué tanto miras? ¿Te parece gracioso? – bufó con una sonrisa irónica como toda una dama que debía ser, irguiendose y acomodando su cabello a un lado para que tuviera mejor aspecto. Alice podía ser muchas cosas... pero nunca perdería su honor, su orgullo y mucho menos su aire altanero.
avatar
Alice I. Slytherin
Slytherin
Slytherin

Femenino Mensajes : 34

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: No podría ser de otra manera {L.N.}

Mensaje por Lucius K. Newman el Dom Oct 05, 2014 2:49 pm


Si desde la muerte de mi padre había pensado que mi vida iba a más velocidad por todo el peso que había caído sobre mis hombros, ahora podía decir que esta velocidad se había disparado. Tenía a mi madre crónica en el hospital y no sabía cuánto tiempo más la tendría con vida, Bethany y yo habíamos vuelto de Rusia porque yo estaba comprometido con una prima a la que ni siquiera conocía. Lo cierto es que me había cambiado el apellido por el de mi madre, pero sabía que jamás dejaría de ser un Slytherin y eso lo sabía bien, ahora mi apellido volvía a mi haciéndome recordar que por mucho que lo intentase, jamás me libraría del peso que se tenía que soportar por llevar el apellido, demasiado peso para una sola persona. Solo mi madre y Bethany lograban echar un poco de luz sobre mi vida, mi madre por otra parte era la única que tenia respuestas que yo necesitaba, por eso aproveche mi visita para hablar con ella sobre mi compromiso con mi prima, Alice Isabelle Slytherin. Mi madre también conocía poco de ella, solo decía lo que yo ya sabía… Debía casarme y así seguir con el linaje puro de los Slytherin, no tenía otro remedio, pero casarme con alguien que no conocía por obligación, pues… no era la idea que yo había tenido, la verdad. Aquel día mí madre parecía estar más animada, la idea de tenerme allí, cerca de ella, le gustaba más que cuando vivía en Rusia. Mi madre era la única cosa que me quedaba y si me iba no sabía que iba a hacer sin ella, por eso me pasaba horas con ella, intentando estar a su lado y disfrutar de mi madre.

Cuando salí del hospital, la luna ya estaba en el cielo. Suspire y me pase la mano por el pelo, pocas ganas tenía yo de volver al apartamento, así que decidí hacer algo que siempre me había tranquilizado, dar un paseo por Hogsmeade. Parecía ser que los dos años que había pasado en Rusia habían hecho cambiar las cosas, el pueblo mágico por excelencia estaba infestado de malditos impuros, los tenía que estar esquivando a cada poco rato y empezaba a ser agobiante. -Maldita sea… yo recordaba este pueblo más limpio de gente que no lo merece…- Dije sin necesidad de esconderme, no le tenia miedo a nadie y menos a unos estúpidos impuros. Caminaba por las calles olvidándome de todo y pensando en todo a la vez, mi mente trabajaba en la forma de encontrar a Alice, sabía que no iba a ser muy difícil, pero no sabía ni por dónde empezar. Lo único que mi madre me había podido decir sobre ella es que era estudiante, había avanzando hasta saber que estudiaba en Hogwarts, pero nada más y eso no era mucho para empezar.

Cuando mas despistado estaba, note como una pequeña figura tropezaba con una piedra y solo pude ir hasta ella y recogerla en mis brazos, perdí el equilibrio y acabamos los dos en el suelo, aun así yo protegí a la chica con mis brazos y mi cuerpo, recibiendo yo la mayor parte del impacto y gruñendo por el dolor. Note como la chica quiso ponerse en pie, la primera vez cayó de nuevo sobre mí y la segunda lo consiguió. La observe cuando se coloco de pie, admirándola de arriba abajo, era preciosa de eso no había duda. Una sonrisa que muchos conocían bien de mi se instalo en mi rostro, mis ojos también reflejaban aquella diversión que me estaba invadiendo en ese momento. Mi mirada no se separo de la mirada de la chica, cuando hablo no pude evitar el reír y me puse en pie, alisando mi ropa y colocándome bien la capa. -No te disculpes por la caída, solo quiero saber si estás bien. Y si, me resulta bastante gracioso. Ahora déjame ayudarte.- Dije con el mismo tono que había utilizado ella, estaba claro que un poco nos parecíamos, aunque no la conocía de nada, me agache delante de ella, le ahueque la capa para que no se volviera a enredar con sus piernas y de paso, las admiré con disimulo, seguidamente me puse detrás de ella y le coloque bien la capa, poniéndole la capucha por encima de la cabeza después de colocarle el pelo. Volví delante de ella y le levante con un dedo un poco de la capucha para poder verla. -Es un poco tarde, ¿qué haces sola por aquí?- Dije preguntando aquello como si tuviera el derecho de saber lo que hacia la chica, cruce los brazos y espere su respuesta.
avatar
Lucius K. Newman
Universitarios
Universitarios

Edad : 19 años
Masculino Mensajes : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: No podría ser de otra manera {L.N.}

Mensaje por Alice I. Slytherin el Dom Oct 05, 2014 5:29 pm

¿Reconocen aquel sentimiento de quedar indefensa? ¿Aquella sensación de protección que no debería estar en el momento menos indicado? Alice la reconocía, y estaba aterrada. Se quedó inmóvil mientras la mirada del joven recorría su silueta y sus manos acomodaban la capa. La mirada de la Slytherin se mantenía fija en los movimientos del joven, como si pudiera captar cada sensación que le provocaba el rose de su piel contra la tela negra que cubría la propia. Se mordió el labio inferior cuando el desconocido se colocó tras ella pero rápidamente su boca se convirtió en una fina línea al notar que estaba frente a ella. – Caminaba. – contestó secamente. Alice tomó los bordes de la capa y los lanzó hacia detrás de ella para tener movilidad. Aquel movimiento dejo a la vista el comienzo de un corto vestido de un color esmeralda bastante apagado. Alice bajó la mirada hacia el guardapelo que brillaba en su pecho, dispuesto a abrirse y revelar su identidad en cualquier momento, pero Alice era más rápida por lo que volvió a ocultarlo bajo la capa. – Mis verdaderos asuntos no son de tu incumbencia. – agregó, observando las luces del castillo encendidas en la lejanía. Hogwarts era una estructura realmente bella, con aquellas torres y torretas era el castillo soñado para cualquier persona. Hogwarts era su hogar. Corrección. Hogwarts era su único hogar. Y estaba infestado de sangre sucias y mestizos que creían que su poder siquiera se comparaba al de un sangre pura como ella.

Alice puso los ojos en blanco al notar la sonrisa de burla en el rostro ajeno. – Me parece bastante descortés preguntar por mis asunto sin siquiera haberme proporcionado su nombre. – Aquel lado ofensivo de la joven había vuelto a salir a la luz. La Slytherin no podía dejar que nadie supiera que estaba allí, pero con torpeza no había meditado sus palabras y estuvo a punto de revelarle quién era o qué hacía allí. ¿Huía? ¿Se escondía? Alice no se preocupaba por lo que la gente pensara de ella pero si le molestaba que creyeran conocerle. Ella sola sabía lo que había sufrido, lo que había llorado, todo lo que le había costado levantarse y volver a sonreír. La habían herido, humillado, jugaron con ella, la subestimaron a tal punto que ni siquiera puede soportar el dolor ajeno. Alice estaba débil, y lo sabía, por eso no podía permitir que nadie intentara acercársele demasiado. Alice no sabía de lo que era capaz.

Sus labios se entreabrieron para aportar alguna otra queja cuando una tormenta, demasiado rápida, se formó sobre sus cabezas. La lluvia comenzó a brotar a montones, empapando a ambos en un santiamén. Alice era  de aquellos que sentían la lluvia, otros solo se mojaban. Tomó al joven de la muñeca y lo obligó a arrastrarse bajo el arco de la entrada de Hogsmeade, cuya estructura funcionaba perfectamente como un techo bajo la lluvia. Su mirada se encontró con la ajena mientras se quitaba la caperuza. – Y ni una gota en mi cabello. – dijo la joven con una risita. Sus ojos se deslizaron por el brazo del desconocido hasta caer en cuenta que su mano no había dejado la muñeca de este. Rápidamente le soltó y sus mejillas se tornaron extrañamente de un leve color carmín. – Por Merlín. – murmuró, observando como la lluvia parecía espantar a los asquerosos impuros. ¿Por qué lo había traído con ella? ¿Por qué simplemente no se fue sola y lo dejó bajo la lluvia?

Alice realmente era masoquista.
avatar
Alice I. Slytherin
Slytherin
Slytherin

Femenino Mensajes : 34

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: No podría ser de otra manera {L.N.}

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.